David O’Russell

El lado bueno de las cosas

El estreno de El Lado bueno de las cosas (David O. Russell, 2012) ha consagrado por fin al neoyorquino como uno de los cineastas más relevantes del mal llamado cine independiente de Hollywood, ya sea por su personalidad tras las cámaras o por el fundamento que sus guiones aportan a un género y una sociedad en constante indecisión y amenaza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies